EL QUESO.

Un queso para cada plato. Así es como podríamos definir en una frase la gran cultura gastronómica existente en España referente a este alimento esencial.

Hay tantos quesos distintos, con personalidades marcadas y claramente diferenciadas, y tal el nivel de calidad, que la relación de Denominaciones de Origen dedicadas a la protección y el respaldo de los quesos españoles se extiende a lo largo de 23 referencias.

Hay de vaca, de cabra, de oveja o de mezcla de dos o tres variedades de leche. Los hay muy curados o tiernos, suaves o cremosos, compactos, picantes, ahumados o no, rodeados de pimentón y sin corteza…

Como hemos mencionado al principio, prácticamente existe un queso para cada ocasión y un queso para cada plato.

Forma parte de aperitivos en los que acompañar un buen vino. Forma parte de ensaladas en sus distintas variedades y curas, y son muchas las salsas a las que aporta su aroma y textura cremosa. Uno se los platos más universales, la pizza, debe su existencia al queso. Y en el interior de carnes y pescados descubrimos en ocasión un relleno en el que este alimento es uno de sus ingredientes principales.

Es fácil encontrar gran variedad de quesos en las vitrinas de cualquier supermercado, pero, como ya os comentamos en el artículo del pan, es muy grande la satisfacción cuando lo haces tú mismo.

Queso 100 % casero.
Quizás no os lo creeréis pero la foto que veis a la derecha es de un queso totalmente casero hecho por nosotros.

Y es bastante fácil. Con algunos utensilios y unas cuantas nociones básicas, vosotros mismos también lo podéis hacer. Hay empresas y tiendas especializadas que nos proporcionan lo necesario.

A modo de referencia (y porque sabemos ya lo bien que trabajan…) os remitimos a “Tienda Capra” que está especializada en productos de quesería. Ahí podéis encontrar libros y manuales que explican paso a paso las técnicas sobre cómo hacer distintos tipos de queso, yogures, cuajadas, etc. Dispone de moldes para hacer quesos frescos o, si lo prefieres, de los que marcan dibujos simulando las antiguas cintas de esparto con las que se hacían tradicionalmente y que son marca de identidad de los quesos más curados (como por ejemplo el que os mostramos).

Encontraréis vídeos que os ayudarán a resolver las dudas. Pero si aun así surge alguna cuestión,  el personal de "Tienda Capra" también está a vuestra disposición. Además no tienen problema en enviaros el material a vuestro domicilio.

Os invitamos a que paséis por esta agradable experiencia y, si es en compañía, mejor, porque los niños disfrutan mucho aprendiendo a hacer estas cosas sencillas.

A este seguirá otro post en el que haremos un pequeño viaje a través de la historia del queso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te ruego, querido lector, corrección en tus comentarios. Muchas gracias.