GALLETAS DE MANTEQUILLA

Hoy vamos a darte los pasos para poder hacer con tus hijos esas galletas de mantequilla que siempre hemos comido en Navidad y que siempre han formado parte de nuestros recuerdos en familia.

Los ingredientes que necesitarás para hacer tus galletas de mantequilla son:

375g de harina
200g de azúcar
225g de mantequilla sin sal
1 huevo
1 cucharadita de esencia de vainilla
1 cucharada de zumo de limón
Media cucharadita de sal

Para empezar, en un bol grande mezcla la harina y la sal.
En otro bol mezcla el azúcar con la mantequilla previamente ablandada (bien en el microondas o  en un cazo a fuego medio) removiendo todo bien hasta que consigas una masa cremosa. Añades  el huevo, la vainilla y el zumo de limón y lo mezclas todo bien.  
Una vez que ya tienes la mezcla anterior, la añades al bol donde tienes la harina y lo mezclas todo bien. Cuando veas que la masa se hace muy dura lo puedes sacar del bol y amasarlo con las manos hasta que consigas una masa uniforme.
Ya con la masa conseguida, divídela en dos y las extiendes un poco hasta formar dos discos. Los envuelves en film transparente y los metes en el frigorífico una hora para que se endurezcan un poco.
Una vez transcurrida esa hora, saca la masa del frigorífico y sobre papel de horno o en la misma encimera de la cocina enharinada la extiendes con ayuda de un rodillo tratando que quede toda del mismo grosor.
Corta las galletas con la forma que prefieras con un cuchillo o también te puedes ayudar con algún molde para galletas y las vas colocando en una bandeja sobre papel de horno antiadherente.
Mete las galletas en el horno precalentado a unos 200⁰ y cuando veas que el borde de las galletas comienzan a dorarse ya las puedes sacar. Si ves que aún estás blandas, no te preocupes porque cuando se enfrían se quedan ya duras.

 

ALBÓNDIGAS DE PAN

Seguro que en más de una ocasión te habrá sobrado huevo batido cuando has hecho para tus hijos algún filete empanado. No te preocupes más, ya no tienes que tirar el huevo restante, puedes hacer unas ricas albóndigas de pan.

Para hacer las albóndigas de pan, solo necesitas:

Albóndigas de pan
 Pan rallado
 1 ajo picado
 Perejil
 Sifón o Self

Tan solo tienes que añadir al huevo batido el ajo picado, el perejil y el pan rallado. Lo mezclas todo bien y a continuación le vas añadiendo poco a poco el sifón, sin dejar de remover, hasta que consigas una  masa blanda pero con el suficiente cuerpo para formar pequeñas albóndigas.


Por último, en el aceite bien caliente vas friendo las albóndigas hasta que tengan un color dorado. Un truco: si hay una buena cantidad de aceite para que la albóndiga no toque el fondo de la sartén, a la hora de freírlas, ellas mismas se irán dando la vuelta quedando con una forma perfectamente redondeada.


Tan rico te va a quedar que te van a pedir que la próxima vez le añadas 1 o 2 huevos más.



ROLLITOS DE SALMÓN

Te mostramos en este artículo otro entrante o aperitivo muy fácil de hacer y con el cual vas a quedar muy bien ante tus invitados,  aunque no tengas mucha soltura en la cocina.

Los ingredientes que vas a necesitar para preparar los rollitos de salmón son:

. 1 o 2 láminas de hojaldre para empanadas
. 1 o 2 bandejas de  salmón ahumado (100 gr cada una)
. Orégano
. Aceite oliva

Comienza estirando bien una lámina hojaldrada hasta conseguir una capa fina para hacer a continuación tiras de tres dedos de ancho por cinco de largo.

Corta el salmón en tiras de dos dedos de ancho y velas colocando encima de las tiras rectangulares de masa hojaldrada espolvoreando un poco de orégano o eneldo para darle un aroma especial.

Por último enróllalo todo sin apretar demasiado para permitir que el hojaldre tenga espacio para crecer y colócalo en una bandeja la cual puedes untar con unos brochazos de aceite de oliva.

Lo normal será tener los rollitos de salmón en el horno durante 20 minutos a 200⁰ de temperatura, pero como cada horno es un mundo ajustar esto al vuestro para que estén bien huecos y ligeramente dorados.

Puedes buscar en esta web más tapas y aperitivos para preparar en estos días de Navidad haciendo click en la etiqueta correspondiente y estando pendiente de los nuevos artículos que vamos a publicar a lo largo de las próximas semanas.

ARROZ DE VERDURAS Y MARISCOS.

Este impresionante aspecto es el que presentaba la mesa el otro día en la cocina de unos amigos que nos invitaron a comer.

Después de los aperitivos de rigor que daban tiempo a ir colocando los platos y cubiertos, abrimos en canal el arroz mixto que nos prepararon y en el que supieron equilibrar los sabores del mar y de la tierra.

Por una parte cebolla, tomate, judías verdes, ajo, guisantes y el aceite de oliva que formaron el sofrito de base y la suavidad que necesita el plato para una buena digestión.

De otra, chipirones, gambas y mejillones que le daban el punto intenso y sabroso. Los mejillones los habían hecho previamente al vapor y, limpios de las conchas, añadidos al sofrito con el resto del marisco y su caldo colado.

También le dieron un toque de colorante y otro de cayena.

Para cada dos personas le tienen la medida cogida de vaso y medio grande de arroz por cada dos de liquido (agua o caldos), y he de decir que ni sobró ni faltó.

Si tenéis prisa por comer algún día, os recomendamos que hagáis este arroz con verduras y mariscos pues resulta muy sencillo y rápido de cocinar. 


QUESO DE CABRA CON MIEL Y MOSTAZA.

Queso de cabra con miel y mostaza
Ahora que se acercan las reuniones de amigos y familiares para compartir alrededor de una mesa, os vamos a proponer a lo largo de varios artículos algunos aperitivos para ir abriendo boca y charlar antes de entrar en materia, es decir, en pavos y pescados...

Esta tapa que hoy os traemos es muy fácil y rápida de hacer y a la vez vistosa y muy sabrosa.

Con un poquito de aceite de oliva marcaremos unas rodajas de pan sobre las que pondremos, con ayuda de una cucharita, un poquito de mezcla de miel y mostaza, en la proporción de una parte de miel por dos de la salsa.

Sobre esto colocamos una rodaja de poco menos de un centímetro de queso de cabra. Lo podemos encontrar fácilmente en formato cilíndrico en cualquier superficie de alimentación y así nos resultará menos complicado hacer las porciones. Si está bien frío, nos ayudará también a cortarlo mejor.

Para darle un toque crujiente y mejorar la presentación, desmigamos por encima unas cortezas de maíz.

Y ya está...

PAN CASERO


… de disfrutar haciendo cosas sencillas.

PAN CASERO

Pan casero
Creo que nadie puede decir que le gusta cocinar si nunca ha intentado o ha hecho su propio pan.

Se que con las prisas del ir y venir, con lo fácil que es echar mano del que hay en las estanterías de los supermercados o de la panadería que se encuentra más o menos cerca, no suele ser una opción, pero…

Imaginaos uno de esos días en los que no apetece salir de casa, pero tampoco estarse parado, quizás un día de otoño, o de invierno… o simplemente un día que nos encontramos hogareños… Qué bueno decir: voy a hacer pan casero!!!

Es tan sencillo… pero tan reconfortante. Pero advierto: hay que mancharse las manos! No valen aparatos en este caso. Tenemos que imprimirle a la masa nuestra buena energía, hacerlo con cariño, para nosotros y los nuestros.

Empezamos por entibiar unos 400 cl. de agua en los que disolvemos dos cucharadas soperas de azúcar. Mezclamos ahí con los dedos unos 30 - 40 gr. de levadura fresca que es fácil encontrar en supermercados y panaderías. El agua debe estar, como digo, solo entibiada, a la temperatura de la mano o poco más; si no, estropearemos la levadura.

La dejaremos en el recipiente donde vamos a amasar durante una media hora a ser posible tapada, en zona templada, sin corrientes de aire que la enfríe. Durante este tiempo se desarrollará la levadura alimentada por los azucares y hará que el pan leve mejor.

Mientras podemos ir preparando otros ingredientes y disfrutar de un primer café.
  
Pasado este tiempo, en el que posiblemente la mezcla haya adquirido un aspecto espumoso, empezaremos a irle añadiendo los aproximadamente 900 gr. de harina de fuerza o de 000 (tres ceros) que vamos a utilizar; pero no todo de golpe. Podemos empezar por la mitad, y ahí añadimos una o dos cucharadas de aceite y una cucharadita de postre bien colmada de sal. Y ya os he dicho todos los ingredientes…

Lo vamos mezclando todo bien. Primero estará la masa muy pegajosa, pero a medida que le vamos añadiendo la harina resultará más fácil el trabajarla. Cuando le hayamos añadido toda la harina, podemos sacar la masa del recipiente en el que empezamos y seguir amasando en una mesa o tabla de cocina (sin dibujo). No nos importe, si lo vemos necesario, espolvorear un poco de harina de vez en cuando sobre la masa para facilitarnos el amasado.

Tenemos que disfrutar con esto… Aquí es donde le estamos transmitiendo a la masa esa energía de la que os hablaba antes.

Cuando veamos que tiene una consistencia elástica, que está ya bien trabajada (no hay tiempo, no hay prisa…) entonces le daremos la forma que nosotros queramos: de pan redondo, más alargado, etc., colocándola sobre la bandeja del horno. Aquí también le podemos hacer algún dibujo con un cuchillo bien afilado pero sin profundizar mucho, apenas cortando la superficie.

Metemos el pan en la parte media del horno y lo encendemos a unos 70º C para que leve o suba durante unas dos horas. Y un pequeño truco… en la parte baja del horno pondremos un cazo con un par de dedos de agua para que le de humedad a la masa. Así evitamos que se reseque la superficie y haga una costra que impida que suba.

Mientras, nos preparamos un segundo café, leemos un poco o podemos escuchar algo de música:



L.V. Beethoven - Sinfonía 7 en La mayor, Op. 92 II.- Allegreto

Al cabo de esas 2 horas presentará un aspecto más o menos como este:

Pan leudado

Entonces sacamos el cazo y pasamos a la fase de horneado del pan, a 175º durante unos tres cuartos de hora o una hora. Aquí también habrá que ir viendo (sin abrir el horno), pues dependerá de algunos factores como el tipo de horno, si es de gas o eléctrico,…

Pan casero ya listo

Os aseguro que es un pequeño esfuerzo con grandes recompensas. El olor a pan recién hecho por toda la casa, la satisfacción de hacer algo tan básico, tan necesario. Os animo. Me lo agradeceréis…

Que seáis dichosos.

LA CAYENA

Hoy vamos a saber un poco más sobre la cayena, una de las especies menos conocidas de nuestra cocina pero no menos importante en nuestra dieta y salud.

Guindilla picante o cayena

Se dice que la cayena, esta fuerte especie, es originara de Cayena, en la Guayana Francesa. Desde que un médico que viajaba con Colón describiera por primera vez los picantes chiles, la popularidad de la cayena como analgésico, digestivo y sazonador ha ido en aumento. 


El principio activo que da el sabor picante, es la capsaicina. Derivada de algunas variedades de la especie Capsicum, la cayena es un picante famoso debido a su fuerte sabor que da a la cocina mexicana, hindú o asiática.



Flor de la cayena
Aplicada en la piel, la capsaicina es un efectivo analgésico. Así mismo ayuda a disminuir un componente de las neuronas denominado sustancia P, responsable de la transmisión de las señales de dolor al cerebro. Si se ingiere como suplemento alimenticio o en las comidas como sazonador se dice que favorece la digestión.


La aplicación de forma constante de una crema con capsaicina puede ser muy eficaz para combatir el dolor producido por la artritis. Así mismo, ayuda a mitigar la neuralgia postherpérica persistente y también el doloroso daño nervioso que causan la diabetes o algunas cirugías como las amputaciones de miembros.




Primeros brotes de cayena

Estudios preliminares revelan que la crema de cayena puede también calmar el comezón de la psoriasis y el dolor la de fibromialgia y el frío de las extremidades, uno de los síntomas de la enfermedad de Raynaud.


Se dice que la cayena, en cualquier de sus formas de presentación, tinturas, comprimidos, infusiones, etc, estimulan la digestión por lo que ayuda en el tratamiento contra los gases intestinales y úlceras debido a que aumenta la circulación de la sangre en el estómago e intestinos y favorece la secreción de los jugos que intervienen en la digestión.





La cayena lista para ser recolectada



De igual manera, la cayena se puede usar con agua para realizar gárgaras para aliviar la garganta irritada. Se ha descubierto que algunos preparados nasales pueden descongestionar, combatir resfriados y calmar el dolor punzante de la cefalea (bajo supervisión médica).

También queda comprobado que el uso continuado de la cayena en las comidas mejora el estado de ánimo en las personas con tendencia a la depresión, ya que actúa directamente en el sistema nervioso.




GUISO DE BODAS DE CAMACHO


… de comer sano.

GUISO DE BODAS DE CAMACHO.

Antes todo era más sencillo, sin complicaciones, más amigable. Eso incluía también las celebraciones entre familias y amigos. Así se juntaban en torno a una buena mesa quizás abuelos, seguro padres, hijos, nietos, amigos… y agregados… y de forma alegre se compartían alimentos una vez hechos por los anfitriones, otras de lo que cada uno traía, sin trajes, sin menús, sin cuentas. En estas celebraciones todos se conocían, cosa que no pasa ahora…

Un plato que no ha faltado en la celebración de bodas el la llanura manchega, en España, ha sido el famoso guiso de bodas o guiso de las bodas de Camacho, llamado así por la referencia que hace a este plato El Quijote de Cervantes:
"Cuando el festín hubo acabado, dioles Camacho a la servidumbre permiso, para preparar su comida, cogiendo lo que quisiesen de sus corrales y celebrar así también ellos, con un guiso, la boda de Camacho. Con tal atino, se dispusieron a tirar del cuello y desplumar a todas las gallinas que aún quedaban,…"
En grandes ollas de porcelana se guisaba esta comida para todos; plato único. Si acaso luego algún dulce con mistela.

Con apenas un poco de pollo, patatas, y albóndigas lo tenemos hecho. Pero la sencillez no le quita lo exquisito a este guiso de bodas con sabor a madre, a abuela, ahora tan olvidado y buscado.

Empezaremos por freír el pollo en trozos pequeños-medianos en una sartén. Para unas cuatro personas podemos usar entre medio pollo a tres cuartos. Se puede usar indistintamente pollo o gallina; si se escogemos esta última, habrá que hervir el guiso durante más tiempo.

A mi me gusta salar los sofritos que luego van a hervir pues con el agua no siempre cogen bien la sal.

Cuando esté un poquito hecho, lo retiramos pasándolo a la olla donde va a cocinarse, y en ese mismo aceite sofreímos una cebolla grande cortada en cuadraditos pequeños.

Echamos el sofrito de cebolla a la olla donde está el pollo junto con agua suficiente como para cubrir todos los ingredientes. Ponemos al fuego mientras molemos una cucharada de pimienta en grano y unas 15 a 20 almendras. Lo podemos machacar en el mortero o si tenemos prisa en una picadora o aparato similar. Añadimos también 6 o 7 hojas de laurel.

Pelamos y troceamos unas tres patatas grandes y… a la olla!!!... (acordaros de cómo se trocean las patatas)

Empezamos con las albóndigas batiendo unos tres huevos. Les picamos dos o tres dientes de ajo, perejil, y salamos. Vamos añadiendo pan rallado hasta que obtengamos una textura que nos permita darles forma a las albóndigas de pan con una cucharita. Si nos queda demasiada dura la masa podemos añadirle gaseosa o agua con gas tipo sifón.

En una sartén con bastante aceite vamos friendo las albóndigas que les habremos dado un diámetro de unos 3-4 centímetros. Según están doradas las podemos ir echando al guiso y un plato menos que fregar…

De todas formas el cocinero tiene la potestad de comerse alguna que otra seca de aperitivo…

Despacito, sin prisas… para que el caldo se haga y se espese. Cuando esté todo bien hervidito, al plato, sirviendo pollo, patatas, albóndigas y caldo.





BIZCOCHO DE ALMENDRAS

Bizcocho de almendras
 

Hace unos días unos amigos nos invitaron a una merienda en su casa y me encantó el bizcocho que acompañaba al café,estaba esponjoso, en su punto justo de dulce y muy fácil de hacer.


Para hacer el bizcocho vamos a necesitar:

. 200 gr de avellanas
. 12 galletas María
. 5 huevos pequeños o 6 grandes
. 1 sobre de levadura
. 1 cucharada de esencia de vainilla
.40 ml de aceite de girasol
. 50 ml de ron u otro licor

 
Una vez que ya tenemos todos los ingredientes, lo primero que necesitamos es moler las avellanas.
En una fuente rallamos las galletas y después añadimos las almendras molidas, los huevos, la levadura, la esencia de vainilla, el aceite y el licor. Mezclamos todo bien hasta conseguir una masa homogénea.
En un molde, previamente engrasado con aceite de girasol, margarina o mantequilla, vertemos la masa y lo metemos en el horno durante 45 minutos a 180⁰.
Es una receta muy fácil para preparar para una merienda para los amigos. Os gustará.
Hasta pronto!
 

EL LIMÓN

Seguro que si preguntáramos a cualquier persona que nos pudiéramos encontrar en el mercado de nuestro barrio, lo más seguro es que nos dirían que en sus frigoríficos siempre tienen al menos un limón. Después de leer este artículo, sabremos un poco más sobre él.

El limón es un estupendo depurador de nuestro organismo. De todos es conocido que es rico en vitamina C lo que es sinónimo de unas fuertes defensas y un potente cortafuego frente catarros y gripes. Pero lo que sin duda hace único al limón es su capacidad de neutralizar y eliminar las toxinas de nuestro organismo, siendo por lo tanto un gran disolvente de toxinas y un estupendo depurativo.

El gran poder curativo del limón ha sido reconocido a lo largo de la historia al ser considerado como favorecedor de la digestión y ser un purificador de la sangre. Ya en el siglo XVIII, la flote inglesa en sus travesías viajaba con una importante reserva de limones para evitar que sus marineros contrajeran el escorbuto por ser muy rico en vitamina C.

A continuación explicamos porqué el limón beneficia a muchos de nuestros órganos.
  • Beneficia en gran manera nuestro sistema cardiovascular, en casos de arteriosclerosis e hipertensión arterial, debido a que ayuda a oxidar y eliminar las sustancias tóxicas de la sangre.
  • Hígado, vesícula e intestinos. El limón es altamente recomendable para enfermos de hígado y vesícula biliar debido a que estimula las secreciones biliares y ayuda a metabolizar las grasas. El limón neutraliza y elimina las toxinas, reforzando de ésta manera la función antitóxica y protectora que tiene el hígado. En casos de intoxicación alimentaria con procesos de diarrea, el zumo de limón rebajado en agua neutraliza los síntomas.
  • Catarros, inflamaciones de garganta y procesos febriles. Debido a las propiedades antisépticas y su contenido en vitamina C puede mejorar ciertas inflamaciones de la garganta, afonía y amigdalitis. Así mismo, gracias a su acción antibacteriana y antiviral, el limón es altamente eficaz contra las úlceras bucales y gingivitis.
  • Defensas fuertes, coctel de vitaminas y minerales. Además de la vitamina C, el limón contiene la vitamina B y la vitamina E y minerales como el potasio, magnesio, calcio, fósforo, cobre, cinc, hierro y magnesio. Todo éste cóctel de vitaminas y minerales potencian la actividad de los glóbulos blancos reforzando de ésta manera el sistema inmunológico.
  • Reuma.  El zumo de limón tomado de forma regular puede ayudar a los enfermos reumáticos, debido a la propiedad del limón para disolver las toxinas y los cristales que causan la gota, permitiendo cierto bienestar al enfermo.

Sin duda, sabemos un poco más sobre este gran aliado en nuestra dieta y para nuestra salud.

EL AGAR - AGAR (2ª Parte)

Hola de nuevo amigos. En el anterior artículo comentamos cuales eran las principales características del agar-agar. Hoy nos centraremos en cuales son sus propiedades.

Agar-agar en polvo


Las principales propiedades que tiene el agar-agar, principalmente son:

. Efecto reductor del apetito: Es rico en fibra soluble, las cuales se hinchan en presencia de un líquido y forman un gel en el estómago el cual provoca un efecto saciante disminuyendo la cantidad de alimento y como consecuencia ingerir menos cantidad de calorías. Dicho efecto saciante lo notarán las personas que sigan una dieta de adelgazamiento.

. Ayuda a la digestión: La fibra soluble del agar-agar ayuda a tener un buen movimiento intestinal y además no es agresiva para los intestinos. Por el contrario, el consumo excesivo puede tener efectos laxantes; por esta razón, hay uqe limitar su ingesta a 2 gr/día.

. Ayuda a regular el colesterol y la diabetes: Por medio de unas fibras del agar-agar que captan  el colesterol “malo”  facilitando por tanto su eliminación; por otra parte dichas fibras retardan la digestión de los hidratos de carbono y de la glucosa posprandial (después de las comidas) siendo menor su nivel en sangre, siendo muy útiles dichas propiedades en las personas diabéticas.



Espero que os hayan servido estos dos últimos artículos para conocer un poco más sobre el agar- agar. Hasta pronto !


EL AGAR - AGAR

El agar-agar es un alga que tiene su origen en los mares del sur de África. Es incolora, insípida y absorbe agua en cantidades de 200 y 300 veces su peso, formando una gelatina. También es conocido como “gelosa”, “gelosina”, “gelatina vegetal”, “gelatina china” o “gelatina japonesa”. 



El agar-agar en su forma inicial


Su poder para dar consistencia de gelatina es 10 veces superior a la de origen animal, por eso se utiliza cada vez más para reemplazarla; se sabe que 4 gr de agar-agar (una cucharadita) sustituye seis hojas de gelatina.


Esta alga es utilizada como medio de cultivo en microbiología, para hacer helados y algunos postres, gominolas y también como agente aclarador de la cerveza. Así mismo, se ha comprobado que gelifica zumos de frutas exóticas y que la gelatina normal no puede debido a la acidez en la fabricación de dichos zumos. Así mismo permite aligerar las preparaciones de azúcares y grasas ya que da una mayor consistencia a las preparaciones light.


Agar-agar granulado


Para hacer gelatinas rígidas es necesario añadir 16 gr / litro en caldos hirviendo, y para gelatinas más blandas destinadas a base de platos 6 gr/ litro; tiene que cocer bien para que el agar-agar no forme grumos.


Agar-agar en  polvo


El agar-agar es una alternativa a la gelatina animal para quienes llevan una alimentación vegetariana, kosher, etc.

En un próximo artículo comentaremos las propiedades que tiene el agar - agar.

Hasta pronto !

PANELLETS

Los Panellets  se trata de un postre fácil y rápido de hacer hechos esencialmente a base de mazapán, típicos en la gastronomía de Baleares, Cataluña y Valencia que se preparan coincidiendo con la festividad de Todos los santos el día 1 de noviembre, al igual que ocurre con los buñuelos de viento o los huesos de santo en otras regiones de España.

Los más comunes son los panellets de piñones, pero también puedes encontrar de chocolate, de membrillo, de coco, de limón, de café, almendrados...  



 
Los ingredientes que se necesitan para su elaboración son:
 
. 500 gr de almendra cruda molida
. 500 gr de azúcar
. 15 gr de boniato o patata
(o también 75 gr de boniato y 75 gr de calabaza)
. 2 huevos
. 2 yemas de huevo
. Ralladura de un limón
. 125 gr de piñones
. 125 gr de almendra picada
. 125 gr de membrillo
. 125 gr de coco rallado
 
 
Para preparar la masa…

. Se hierve el boniato, patata o calabaza. Una vez cocido se tritura bien y se deja enfriar.

. Mezclar la almendra picada con el azúcar, los huevos y el boniato y amasar bien durante un rato con las manos hasta obtener una masa compacta y ligada; cuando esté bien unido, añadir el limón rallado.

. Tradicionalmente, con los panellets de piñones, se suelen moldear en forma y tamaño de una nuez; el resto se le puede dar la forma según como se quiera: forma de seta, de luna, etc.

. Con las formas que se han hecho con la masa, se pasa a continuación por las yemas de huevo y después por los piñones y/o la almendra y se van colocando en una bandeja de horno en la cual hemos colocado un papel de horno.

 
Sus variaciones…


Si se quiere hacer panellets de coco o de piñones, justo antes de añadir el limón rallado, se  mezcla una parte de la masa con el coco rallado y se les van dando forma.


Panellets de coco y de piñones

 Para hacer panellets de café o de chocolate, antes de añadir el limón,  deshacemos café soluble o el cacao en polvo en un poquito de agua y lo mezclamos bien con la masa para posteriormente ir dándoles la forma para pasarlos finalmente por azúcar.


Panellets de café y de almendra

 

Panellets de chocolate y de coco(rellenos)


En el caso de los panellets de membrillo, se va haciendo un  canelón colocando encima un poco de membrillo y enrollándolo después y cortándolos cada 4-5 cm.


Panellets de membrillo

También podemos  hacer panellets de limón, tan solo necesitamos una pequeña parte de la masa que hemos añadido la ralladura de limón y darle la forma que más nos guste.


Panellets de limón


Teniendo el horno ya  precalentado a 200 ⁰, introducimos la bandeja en el horno a 250 ⁰ durante 8 minutos. Es importante que queden cocidos por fuera y tiernos por dentro.

Este postre es  ideal para preparar con los más pequeños de la casa, los niños,  que siempre están encantados de ponerse manos a la…masa!
 
Ya nos contaréis como os han salido. Hasta pronto.


*  No quiero terminar sin antes agradecer con todo mi cariño a la tieta María por sus fotografías, que me han ayudado a ilustrar parte de este artículo; ella es la que año tras año continúa la tradición de preparar los panellets. Gracias tieta.
 

LOS GERMINADOS (2ª Parte)

Como ya os contamos en el artículo anterior, son muchas las propiedades que nos aportan los germinados. Hoy explicaremos como hacerlo en casa.

Cereales y legumbres germinados


Cualquier semilla de leguminosa o grano de cereal puede ser germinado, aunque, los más apreciados por su ternura y buen sabor son los brotes de: legumbres (porotos mung, soja, alfalfa), cereales (trigo, cebada) y también de berro, rábano, calabaza, girasol, lino, sésamo, etc.

Seguramente te estarás preguntando: “¿Cómo puedo hacer germinados en casa?”. Muy fácil,solamente necesitas:


1 frasco conservero de vidrio de un litro.
3 cucharadas de legumbres, granos o semillas a elección,
 que no hayan sido tostadas ni congeladas.
1/2 litro de agua.
Destinar un espacio cálido y oscuro para la germinación.


Preparación:

. Lavar las legumbres, granos o semillas y ponerlas a remojar en un frasco con el  litro de agua. Cubrir el frasco con una gasa o tela delgada.

. Dejar el frasco en un lugar oscuro y cálido (*)

. Pasado el tiempo, escurrir el agua y enjuagar bien con agua tibia.

. En el mismo espacio donde se dejó reposar las legumbres, granos o semillas, posicionar el frasco de forma horizontal (inclinado) acomodando los granos a lo largo del frasco, enjuagando 2 a 3 veces los primeros 3 días y luego una vez al día. Mantener las semillas húmedas y bien
Oxigenadas, sino  podría crear hongos el exceso de agua y moho la falta de aire.

. Al 4º - 5º día ya se pueden ver los primero brotes. Cuando los brotes tienen de 2 a 3 cm de largo, exponer a la luz solar indirecta por espacio de unas 2 horas para que las hojitas se pongan de color verde (proceso de la clorofila). Esto favorecerá el aumento de vitamina C y que tome un sabor más agradable.

. Terminado el proceso de germinación, puedes conservar los brotes refrigerados, bien escurridos y secos. Pueden durar sin problemas alrededor de una semana, se recomienda hacer cantidades frecuentes de germinados.

. Si se desea, se pueden eliminar las cascaras de la legumbre antes de comerlo, para eso, colocar dentro de una cubeta con agua y la cascara flotara. Retirar con un colador.


* Tabla de germinados


Algunos consejos para hacer brotes y germinados en casa

El tiempo de germinación varía según la temperatura. En climas más calientes y húmedos se debe acortar el tiempo de remojo y enjuagarlos con más frecuencia para mantenerlos frescos, aprox. a 20 grados.

Evitar colocar simultáneamente más de una clase de semillas, granos o legumbres en un mismo frasco, pueden germinar a distintos tiempos, lo que entorpece los procesos.

Usa envases medianos y/o grandes. Las semillas aumentan de tamaño y necesitan estar “libres”, con espacio (frasco = 3 veces el tamaño de las semillas, legumbres y/o granos). Puede usar un envase al comienzo y cambiarlo en el proceso.

Es preferible usar  semillas, granos y legumbres orgánicas.

Existe la posibilidad de que queden semillas, legumbres y granos sin germinar. Revísalos antes de prepararlos y retíralos.

Ya nos comentaréis cómo os ha ido vuestra experiencia de preparar vuestros germinados en casa.

Un saludo

LOS GERMINADOS

Cuando uno necesita vitaminas, minerales, aminoácidos, lo primero que piensa es en tomar un complejo vitamínico de farmacia, ignorando que la naturaleza puede proporcionarnos todo ello de forma mucho más económica, natural, sin efectos secundarios.

Legumbres germinadas
Una prueba de ello son los germinados y los brotes, fuentes naturales de energía, mucho más nutritivos y fáciles de digerir que otros alimentos y lo mejor de todo es que son muy fáciles de preparar  y nos pueden ayudar a prevenir enfermedades o a tratarlas en el caso de que ya se hayan manifestado.

Podemos destacar las siguientes propiedades:

.  Favorecen los procesos de desintoxicación, depuración y eliminación de residuos almacenados en los tejidos o en la sangre.

. Fortalecen el sistema inmune.

. Antioxidantes, combaten la acción de los radicales libres.

. Estimulan las secreciones del páncreas.

. Facilitan la digestión, activan los procesos de regeneración y desinflamación del aparato digestivo, revitalizan los mecanismos metabólicos internos.

. Mejoran el funcionamiento intestinal, alivian el estreñimiento, fortalecen el intestino y la flora intestinal, contribuyen a eliminar gases y desechos.

Lentejas germinadas

. Rebajan el índice de colesterol.

. Tonifican el sistema nervioso.

. Contribuyen a mantener la elasticidad de las arterias y la vitalidad del sistema glandular.

. Retrasan el envejecimiento, sus componentes permiten que las células del cuerpo se mantengan jóvenes durante más tiempo.

. Favorecen el metabolismo por su acción reconstituyente.

. Su consumo está recomendado en casos de anemia por su riqueza en clorofila, y para personas con el estómago delicado.


En el próximo artículo os explicaremos cómo preparar en casa legumbres germinadas. Hasta pronto!!!



EL CHOCOLATE

En esta época son muchas las personas que padecen la astenia otoñal y la ayuda la tenemos más cerca de lo que nos pensamos, ahí mismo en la despensa, el chocolate, del cual hoy descubriremos todos los beneficios que nos puede aportar.


                        


Para ello debemos consumir preferentemente el chocolate amargo, o negro lo más puro posible evitando los agregados, ya sea de leche o de otros alimentos. Pues en el caso de la leche inhibe la absorción de estas moléculas beneficiosas para la salud del cuerpo.

A continuación enumeraremos las principales propiedades del chocolate que aportan un gran beneficio para la salud:


. El chocolate amargo o negro es una rica fuente de antioxidantes, capaz de prevenir la acción de los radicales libres en el organismo,  reducir el riesgo de contraer enfermedades  cardiovasculares o el cáncer,  mejorar el flujo sanguíneo, controlan los niveles de colesterol y reducen la presión sanguínea protegiendo así al corazón, mantener el buen funcionamiento en las células para controlar el nivel de azúcar en la sangre, etc.

. El chocolate negro  posee minerales tales como el cobre, magnesio, calcio, hierro y potasio, vitales para estimular la buena salud en el organismo.

. Ayuda al buen funcionamiento cerebral debido a que posee teobromina y  cafeína (poderosos estimulantes naturales que excitan el sistema nervioso, haciendo que estemos más activos y despiertos frente a los estímulos exteriores, aumentan el ritmo cardíaco y favorecen la eliminación de orina) y feniletilamina (liberan endorfinas en el cerebro las cuales  estimulan y brindan al cerebro una agradable sensación de bienestar sobre todo en aquellos momentos en que nos encontramos tristes, emocionalmente afligidos, deprimidos, etc).

. Un alimento muy energético. Teniendo en cuenta que el cacao puro es muy amargo y prácticamente no se puede comer si no se endulza con grandes cantidades de azúcar y que se utilizan féculas como espesantes, todo ello hace que sea tan energético y por ello tan usado por escaladores, alpinistas, soldados en misiones difíciles, etc,  para recuperar fuerzas.

. Muy usado en masajes, para mejorar el estado de las articulaciones de las personas que sufren artrosis o artritis, facilitando el drenaje de las capas de la piel, la celulitis, sequedad, manchas de la piel y por tener propiedades exfoliantes, hidratantes y vigorizantes.




Tenemos que recordar que el chocolate puede ser un alimento no adecuado para personas:

. Obesas o con sobrepeso o que estén realizando una dieta para adelgazar.

. Con enfermedades hepáticas, debido a su riqueza en grasa.

. Diabéticas, por su elevado contenido en azúcar.

. Estreñimiento.

. Jaqueca o migraña.

. Niños o adultos con problemas de enuresis.

 Por último resaltar que debe ser consumido con moderación, pues el chocolate negro posee cierta cantidad de calorías que no deben ser consumidas en exceso y un  consumo exagerado puede crear un fenómeno de adicción al mismo.


 Bienvenidos al mundo del chocolate !!!


SOPA DE ARROZ BASMATI

Buenos días!!! Ahora que empiezan los primeros fríos apetece tomar algo calientito, verdad? ¿Hay algo mejor que una sopa? Hoy os daremos una receta bien fácil y rápida para hacer una sopa  para tomar en estos días de frio, Sopa de arroz basmati.


Sopa de arroz basmati
Los ingredientes que se necesitan para hacer la sopa (para 2 personas) son:

1 Cebolla mediana
1 Lata pequeña de pimiento morrón
½ vaso de vino añejo
100 gr Arroz basmati
500 ml Agua
1 Diente de ajo
Una pizca de sal


La preparación es bien fácil:
. Una vez pelada, se corta la cebolla en tiras muy finas.
. En una olla pequeña ponemos a sofreír la cebolla a fuego bajo, despacito.
. Una vez sofrita la cebolla, le añadimos el pimiento morrón cortado bien a cuadraditos o a tiras. Lo dejamos sofreír un poquito, más o menos unos 2-3 minutos, removiendo de vez en cuando.
. Añadimos el vino, removemos todo y dejamos que se evapore el alcohol.
. Una vez que el alcohol ya se ha evaporado, añadimos el agua; una vez que el agua comienza a hervir, agregamos el arroz. Removemos un poco y lo dejamos que se vaya cociendo.
. Por último, 5 minutos antes de que el arroz esté ya hecho, añadimos a la sopa un ajo bien picadito.
Listo para comer y entrar en calor! 

Ya nos comentareis si os ha gustado. Un saludo.